Hemos recubierto con pintura de clorocaucho el suelo de la zona de calderas de una comunidad de vecinos.

El clorocaucho tiene una base acuosa con un copolímero sintético acrílico estirenado como componente principal. Se trata, por lo tanto, de una impermeabilización líquida y que, cuando se seca, se hace elástica y se adhiere por completo al soporte. Es capaz de adaptarse a los movimientos de contracción y dilatación sin sufrir grietas y penetra en huecos y fisuras que ya existan en la base sobre la que se aplica.  Posee además las cantidades necesarias de secantes, agentes humectantes, antipiel y antiposo, para que cumpla con sus especiales características de resistencia al desgaste y protección.

Si te ha gustado ¡Comparte!
Proyectos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas el uso de la política de cookies. Si quieres, puedes cambiar tus preferencias o ampliar esta información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now ButtonantivandalismoGaraje de comunidad